72 alumnos de liceos regionales fueron recibidos en el Propedéutico UV 2016

*Vía especial de acceso permite a los estudiantes que aprueben el programa entrar a la institución sin requisito de puntaje PSU.

Setenta y dos alumnos de quince establecimientos municipales de las comunas de Quilpué, Limache, Viña del Mar y Valparaíso, fueron recibidos formalmente en la cuarta versión del Propedéutico de la Universidad de Valparaíso. Esta vía de ingreso especial permite a los estudiantes que aprueben el programa incorporarse a la institución sin el requisito del puntaje PSU.

La ceremonia de bienvenida, que tuvo lugar en el Aula Magna de la Escuela de Derecho, fue presidida por el rector Aldo Valle, y contó con la presencia de directivos, académicos, profesores y estudiantes, junto a padres, apoderados y autoridades de los establecimientos cuyos alumnos participan el programa.

Dichos planteles son los siguientes: Liceo Bicentenario, Liceo Barón, Liceo Eduardo de la Barra, Liceo María Luisa Bombal, Instituto Marítimo e Instituto Superior de Comercio Francisco Araya Bennett, de la comuna de Valparaíso; Liceo Artístico Guillermo Gronemeyer, Colegio Guardamarina Guillermo Zañartu Irigoñen y Liceo Gastronomía y Turismo, de la comuna de Quilpué; el Liceo de Limache, de la comuna del mismo nombre, y Colegio República de Colombia, Escuela Doctor Óscar Marín Socías, Liceo Bicentenario, Liceo Guillermo Rivera y Liceo José Francisco Vergara, de la comuna de Viña del Mar.

La directora del programa, Suyén Quezada, destacó la ocasión una celebración de la vocación pública de la UV: “Como todos los años, para nosotros la sesión de inauguración del programa es una fiesta, porque es una fiesta de reivindicación de la educación pública, es una fiesta donde reivindicamos el derecho a la educación, porque nuestro compromiso es con los liceos públicos. En esta ocasión tenemos quince liceos que ya nos acompañan por cuatro años consecutivos”.

La académica subrayó la creciente cantidad de estudiantes que ingresan a la institución por esta vía, que se inició en 2013 con 31 alumnos. “Actualmente tenemos a 84 estudiantes en carrera, algunos en primer año, en segundo, en tercer año. A fin de año se estarían titulando los primeros profesionales. Ahora con los nuevos 72, en el año 2017 estaríamos llegando a la suma de cien estudiantes ingresados vía cupo Propedéutico Equidad e Inclusión a la Educación Superior, a nuestra Universidad de Valparaíso”, expresó.

Ceremonia

Con una alta concurrencia, la ceremonia consideró la entrega en el escenario, a un alumno de cada colegio, de la mochila del Propedéutico y un ejemplar del libro “Todas las verdades se tocan”, de Andrés Bello, para sus bibliotecas. Posteriormente, los 72 jóvenes subieron al escenario, para ser recibidos por el rector Aldo Valle y por la directora del programa, y recibir sus respectivas mochilas.

En la ocasión, Rolando Reyes, propedeuta de la generación 2013, actualmente alumno de tercer año de Administración Hotelera y Gastronómica, recibió un obsequio, como reconocimiento por  haberse encargado voluntariamente de los desayunos de cada jornada de clases durante cuatro años. El programa consideró la presentación de una banda integrada por estudiantes de la UV, liderada por el exalumno del Propedéutico Alberto Palma.

Hicieron uso de la palabra el exalumno propedeuta Hans Olivares, estudiante de Trabajo Social; José Miguel Salazar, director de División Académica, y el rector Aldo Valle. El exalumno valoró la calidad académica del programa, a la vez que destacó el grato ambiente de cordialidad y cariño que encuentran allí los estudiantes. Por su parte, el director de División Académica subrayó que con este tipo de iniciativas, la UV cumple su rol público, dando la oportunidad de acceder a un título profesional a quienes han demostrado talento y esfuerzo; ello, dijo, refuerza el compromiso de la casa de estudios con la comunidad local.

Al cierre, el rector Aldo Valle enfatizó que las universidades públicas “se deben a la república”, por cuanto su creación obedeció al principio de entregar a todos los ciudadanos la posibilidad de acceso a la formación superior y hacer de Chile un país con más desarrollo. Destacó asimismo que el Propedéutico tiene la ambición cívica de incorporar a los jóvenes a los valores que debe representar esta universidad pública y estatal, que se debe a la sociedad.